Fraude de las residencias sanitarias: Hotel O’Higgins recibió $54 millones por servicios que nunca prestó

  • Publicado el 17-01-2021
  • Chile
Publicidad


En abril pasado La Tercer informaba que el tradicional Hotel O’Higgins de Viña del Mar sería contratado por el Ministerio de Saludo para ser usado como residencia sanitaria con fin de hacer frente a la pandemia del Coronavirus.

Sin embargo, meses después, la Contraloría General auditó la contratación de ese hotel, así como la de otras cuatro residencias sanitarias de la Quinta Región (Hotel Gala, Centro Vacacional Palomar, Motel Tahai y Hotel Howard Johnson). El órgano fiscalizador detectó graves irregularidades, entre estos pagos por servicios que el Hotel O’Higgins no entregó.

QUIZÁS TE INTERESE: Empresa Del Hijo De Piñera Recibió USD$337 Millones De Los Fondos AFP.

En su informe final número 623/2020, la Contraloría aseguró que se "comprometieron recursos por servicios que no fueron efectivamente prestados", lo que podría constituir "un enriquecimiento sin causa en favor del prestador de servicio". El monto de estos servicios no prestados por el Hotel O’Higgins, pero que fueron pagados por el Minsal, asciende a $53.750.000. Dentro de esta cifra se encuentra el pago de $10,5 millones de pesos por concepto de alimentos durante el periodo del 9 al 14 de abril. Sin embargo, durante esos días no hubo pacientes hospedándose en el hotel.

El informe de la Contraloría agrega que no consta que la entidad responsable de la contratación, el Servicio de Salud de Viña del Mar–Quillota (SSVQ, dependiente del Minsal), haya utilizado "una pauta o fórmula con criterios o parámetros preestablecidos que permitieran respaldar de manera objetiva la elección de un establecimiento para ser usado como tal". Tampoco fue informado el "equipamiento, personal, adecuaciones, prestaciones a entregar y centro asistencial que actuaría como superior" para la residencia sanitaria.

Por último, entre otras faltas detectadas en la contratación, la CGR determinó que el convenio no incluye "servicio sobre el proceso de limpieza y desinfección de espacios de uso público y lugares de trabajo", contraviniendo el Protocolo de Limpieza y Desinfección de Ambientes Covid-19 establecido para residencias sanitarias.

Al momento que se suscribieron estos acuerdos entre las autoridades sanitarias regionales y los hoteles, la contratación e implementación de residencias sanitarias era responsabilidad de la Subsecretaría de Redes Asistenciales, a cargo de Arturo Zúñiga.

En noviembre Zúñiga dejó su cargo como subsecretario de Redes Asistenciales, pero las irregularidades en torno a las contrataciones de residencias sanitarias durante su período siguen saliendo a la luz.

Publicidad


Deja tu comentario

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR
Publicidad

Destacado de la semana

Publicidad